Cargando el contenido...

2018-03-13    00:48:50

Fiesta del Bicentenario mexicano influye inédito show sobre la Sixtina

Por Andrés Beltramo Álvarez. Corresponsal

Ciudad del Vaticano, 13 Mar (Notimex).- Los festejos por el Bicentenario de la Independencia de México, con un espectáculo de luz y sonido en el Zócalo de la capital, sirvieron de banco de pruebas para el “Juicio Universal”, un inédito show tecnológico que promete develar los secretos de la Capilla Sixtina.

Aquella impactante fiesta en septiembre de 2010, montada al estilo de las ceremonias de apertura de los Juegos Olímpicos, fue realizada por el director italiano Marco Balich, el cerebro detrás de un relato tecnológico de alto vuelo sobre Miguel Ángel Buonarroti y su obra maestra, que será inaugurado esta semana.

A partir de este jueves 15 de marzo, turistas y curiosos de todo el mundo podrán penetrar en las entrañas de la historia de la Sixtina con el espectáculo que se presentará, con varias funciones diarias, en el Auditorio Conciliazione, ubicado a pocos metros de la Plaza de San Pedro.

Tanta expectativa ha despertado el nuevo espectáculo, cuyo montaje costó más de nueve millones de euros (unos 11 millones de dólares), que ya tiene 35 mil boletos reservados cuando todavía no ha iniciado su exhibición.

Con la música original especialmente compuesta por Sting y la consultoría científica de los Museos Vaticanos, el espectáculo apunta a convertirse en una parada obligatoria de quienes visitan Roma, gracias a su ingenio y su majestuosidad.

Balich es famoso también por haber sido responsable la dirección artística del pabellón italiano en la Expo Milán 2015, además de haber trabajado en las ceremonias de apertura de las Olimpiadas invernales de Turín 2006, Sochi 2014 y las veraniegas de Río 2016 y próximamente en Tokio 2020.

“Juicio universal. Miguel Ángel y los secretos de la Capilla Sixtina” fue presentado a la prensa internacional este lunes 12 de marzo en la misma sede del Auditorio Conciliazione.

Mediante un innovador formato, durante los 60 minutos que durará el show los asistentes se verán inmersos en un sugestivo relato sobre la génesis de la obra maestra de Miguel Ángel con los instrumentos más sofisticados del entretenimiento en vivo.

Desde sus butacas asistirán a una proyección en 270 grados en una pantalla que verán no solo delante de sus ojos, sino también a sus lados y en el techo.

Además, con la combinación de exhibiciones teatrales y efectos especiales (incluida la presencia de olores), se podrá conocer detalles hasta ahora inéditos, reviviendo desde la decisión del Papa Julio II de confiar a Miguel Ángel la realización del "Juicio Universal" hasta la evocación de la Capilla Sixtina como lugar de la elección pontificia.

“Los Museos Vaticanos son museos dinámicos, donde la tradición y la innovación encuentran una perfecta síntesis. Tradición que es conservación, cuidado y restauración de las colecciones mediante estudios, la búsqueda, la didáctica, los proyectos internacionales”, explicó la directora de las galerías papales, Bárbara Jatta.

“La innovación es imprescindible para el funcionamiento de una institución que acoge más de seis millones de visitantes al año y que está abierta a nuevas formas de comunicación. La colaboración para este espectáculo va justamente en esta línea de síntesis entre tradición e innovación”, agregó.

No se trata de un espectáculo temporal, sus creadores lo pensaron como una alternativa fija con varias funciones diarias en dos idiomas distintos: italiano e inglés.

El secretario para las Comunicaciones del Vaticano, Dario Edoardo Viganó, destacó que el proyecto fue concebido hace más de dos años y demuestra cómo el arte se ha convertido en protagonista de las narraciones tecnológicas y culturales.

“Esta es una operación que apunta a involucrar y emocionar a las nuevas generaciones con las obras maestras de nuestro patrimonio artístico. Queremos hacer a los jóvenes orgullosos y conscientes de quiénes somos y de dónde venimos”, precisó Marco Balich.

 




NTX/I/ABA/JGN/GRAF16
CONTENIDO RELACIONADO